Una red feminista para buscar y ofrecer trabajo

Una red feminista para buscar y ofrecer trabajo

Una de las consecuencias a nivel mundial de la crisis sanitaria impuesta por el Covid-19 fue la pérdida de miles de puestos de trabajo, panorama que se agravó en aquellas regiones que ya estaban atravesando periodos recesivos. Esta situación afectó sobre todo a mujeres y disidencias, en tanto las estadísticas reflejan que son el sector que en mayor medida ocupa los trabajos precarios y al que más se le dificulta el ingreso al mercado laboral a partir de desigualdades estructurales. Haciéndose eco de esta situación y con la convicción de la importancia de tejer redes, meses atrás surgió Dungu, una red de difusión de trabajos para mujeres y disidencias.

El espacio autogestivo nació en Rosario durante la cuarentena y se encarga de realizar búsquedas laborales, visibilizar emprendimientos y profesionales y difundir actividades, sobre todo de aquellos sectores afectados por la emergencia sanitaria. Sus creadoras son Juliana Briggiler y Candelaria de Elia y luego se sumaron al equipo Manuel Brommer, Clarisa Fittipaldi y Samanta Báez. Por el momento el contenido y las búsquedas se difunden a través de las redes sociales de la bolsa de trabajo, pero próximamente crearán una página web para sistematizar el contenido.

Dungu significa problema o asunto en mapudungun, lenguaje Mapuche. “Para mujeres y disidencias muchas veces es un problema encontrar u ofrecer trabajo, resignificamos la palabra y convertimos el problema en nuestro asunto creando esta red de difusión”, explicó en diálogo con Reveladas Juliana Briggier. “Con Candelaria nos conocimos trabajando en el Jardín de los Niños y siempre tuvimos la idea de hacer algo juntas porque tenemos intereses similares. El contexto de pandemia hizo que se nos ocurrieran ideas vinculadas al ámbito digital como herramienta para ejercer ciudadanía y formar comunidad. Primero pensamos en una app pero era algo muy ambicioso y por eso surgió esta idea de formar una plataforma de búsqueda de trabajo”, sostuvo.

Teniendo en cuenta a la tecnología como instrumento de visibilización de distintas problemáticas, las desarrolladoras plantearon que la plataforma está pensada exclusivamente para mujeres cis, trans y no binaries, a partir de considerar “las enormes dificultades que se nos presentan por nuestra condición de ser mujer o disidencias a la hora de intentar acceder a un trabajo”.

Estas dificultades se plasman en asimetrías en el mundo del trabajo. Según el informe La desigualdad de género se puede medir -elaborado por Economía Femini(s)ta- durante el primer trimestre de 2020 en el mercado de trabajo participaron un 49,5 por ciento de mujeres frente a un 68,7 por ciento de hombres, entendiendo que esta discrepancia puede ser explicada por muchas causas, entre las que se encuentra que muchas mujeres se dedican a realizar tareas domésticas no remuneradas. En el caso de la población trans, se suma la histórica violencia social que se refleja en instituciones como la escuela y el mundo del trabajo.

Continuando con su relato, Julieta indicó que “una de las primearas cosas que hicimos fue asociarnos con Joy Comunicación, que son quienes están abocadas al manejo de redes. Nosotras pensamos todo el detrás y la verdad que todavía estamos explorando la metodología. Pensamos en todas las complejidades que representa el mundo del trabajo, ya que intentamos romper los estereotipos de que ciertos trabajos son para hombres y otros para mujeres, tal vez no es tan fácil, por ejemplo, encontrar una mujer albañil pero estamos segurxs que la vamos a conseguir”. Esta última cuestión también se vincula con que uno de los objetivos de la red es que las propias mujeres se sientan seguras en sus hogares al contratar a otra mujer.

“Nuestra idea es no desconectarnos de la realidad, de las necesidades concretas, vamos viendo semana a semana que es lo más ‘urgente’, teniendo en cuenta también el contexto de pandemia que estamos viviendo”. Por ejemplo, días atrás convocaron a artistas para que difundan sus trabajos. También han realizado sorteos colaborativos con emprendedores y bajo el #DataDungu comparten información sobre programas de apoyo a trabajadorxs o datos estadísticos que reflejan la desigualdad de género en el mundo laboral.

Desde DataDungu se mostraron emocionadxs porque recientemente ganaron el Plan Fomento 2020 en la categoría diseño, lo que les permitirá acceder a fondos para construir una página web y sistematizar y ordenar el trabajo que por el momento se venía realizando solo en redes sociales. Para ello contrataron a Transistemas, una organización integrada por personas del colectivo LGTBI+, que “comparten nuestra forma de trabajo y dan empleo a la población trans. Queremos romper con la lógica de que quien tiene plata o es varón tiene más visibilidad para conseguir un trabajo”, cerró.

Invitame un café en cafecito.app


Julieta Gabirondo

Julieta Gabirondo

Licenciada en Periodismo (UNR) - Profesora de Historia (UNR)